20 mayo 2016

Taco Crescent Ring

Sé que las velitas así, sin explicación, quedan un poco raras en medio de esta corona salada pero la justificación es que ¡el Desafío cumple ya 4 años! así que ¡cumpleaños feliiiiz, cumpleaños feliiiiiz…! Hasta ahora todos los aniversarios los habíamos celebrado con algún dulce, pero esta vez las bosses nos han sorprendido con una propuesta salada. Salada y ¡bien bonita! Salvo los requisitos de ser masa casera, tener la forma de corona y las velitas, el resto quedaba a nuestra libre consideración.


Aunque me costó decidirme (¡las posibilidades de relleno son infinitas!) terminé por optar por una corona o, traducido literalmente del inglés, anillo creciente. Como en la receta original se emplea masa comprada, recurrí a mi masa polivalente, que tanto me sirve para unos rollitos de canela como para un bakba de chocolate. Claro que todas eran recetas dulces, había que ver qué tal quedaría en salado... Pues ¡perfecta! 

09 mayo 2016

Bean Brownie {brownie de judías}

Cuando vi por primera vez el brownie de garbanzos por blogs estadounidenses me parecía imposible que con esa legumbre como ingrediente principal saliese un dulce tan agradable. Vamos, hasta que no pasó el test en casa no las tenía todas conmigo. Pero fue probarlo y situarse directo en el top ten de mis dulces preferidos. Así que, necesariamente, el bean brownie (brownie de judías) tenía que ser el siguiente. Pues *esto sí que no me lo esperaba* ¡incluso ha superado al de garbanzos! 😄


Aunque tenía varias recetas guardadas he preferido no arriesgar y tomar las mismas proporciones que para el de garbanzos, ya que me parece bastante equilibrado en cuanto a ingredientes en comparación a otros. En la misma línea de cero complicaciones, a pesar de que todos los brownies con judías los había visto con las negras, he utilizado las blancas de bote. Pensaba que igual se notaría en el color y quedaría un poco más claro pero nada, sale un marroncito perfecto. Así que, he aquí otra de estas maravillas buenas-bonitas-baratas ¡y sanas! 

02 mayo 2016

Flan de Mató {sin huevo}

La mantequilla y el queso que utilicé para la quiche de verduras llegaron acompañadas de una tarrina que me llamó la atención por el nombre que aparecía escrito sobre él: mató (del Pirineu, para ser más exactos). Y es que debo admitir que no sólo no había probado este tipo de queso fresco, propio de la región catalana, sino que ¡ni siquiera conocía su existencia! Eso sí, ya no se me olvida. Está riquísimo simplemente acompañado con miel, como es típico. De hecho, tuve un debate interno entre si dar buena cuenta de él así o, haciendo un esfuerzo, reservar una parte para probarlo en una receta. 


Como en textura me recordó al mascarpone, con sabor más suave, quise probar con un flan con este queso (debería entrecomillar lo del flan, ya que no lleva huevo, sino cuajada) que tenía apuntado de hace tiempo, y ver como quedaría con mató. Hecha la cata me ha parecido un sustituto ideal del mascarpone en los postres y ¡mucho más ligero! con lo que me tiene totalmente ganada. Si no encuentro mató por aquí creo que tendré que hacer una excursión a Pirineos y pedirle un cargamento a Cadí :P

22 abril 2016

Quiche de verduras

¡Cuánto tiempo sin preparar una quiche con su masa y todo! Hace ya meses que me aparecían por el Pinterest imágenes de una tarta de verduras en espiral, y cada vez que la veía pensaba que tenía que probar a prepararla, ¡se veían tan bonitas! Lo que me sorprendió fue que prácticamente todas las recetas que vi recurriesen a masa quebrada refrigerada, ¡con lo fácil que es hacerla en casa!


Me parece que en esas estaba cuando me llegó un e-mail en que se me hablaba de los productos de Cadí y me sorprendió que ¡una mantequilla tuviese Denominación de Origen Protegida! Pero vaya, que viniendo del pleno Pirineo y con una tradición centenaria (desde 1915), no podía ser menos. ¡Hasta me gustó como venía envasada, con su cajita y todo! Hechas las presentaciones, vamos con la quiche :3

20 abril 2016

Tarta Ópera {versión ligera}

Y así casi sin darnos cuenta llegó el cuarto Desafío del año, dulce y a propuesta de la reina de las tartas, Carolina, que se decidió por ¡una Tarta Ópera! que consiste en varias capas de bizcocho (lo típico es que sea del tipo gioconda, con algún fruto seco) con sirope de café e intercaladas con buttercream. Como por suerte la boss dejó bizcochos y relleno libre, en mi línea de preferencias opté por una versión ligera a base de bizcocho de avellanas y relleno de queso crema y yogur, que ya he preparado para recetas anteriores y queda muy bien.


La única condición que nos puso, eso sí, fue que la cobertura de chocolate no fuese una simple ganaché sino que tuviese el efecto espejo, el cual en mi caso costó dos intentos para que saliese decente (¡la primera me caló el bizcocho por completo!). Será mucho más fácil para quienes tengan un termómetro de cocina, pero el bonito efecto puede conseguirse también sin él. Bueno, vamos allá, que esta es una entrada de las largas, pero que no se asuste nadie. ¡Me costó más escribirla que hacer la tarta!

14 marzo 2016

Chickpea Brownie {brownie de garbanzos}

He de reconocer que dicho o escrito en inglés suena bastante más apetecible, sobre todo si no se presta mucha atención a la primera palabra. Y es que unir "garbanzo" a "brownie" no suena, a priori, especialmente tentador. Pero, ¡nada más lejos de la realidad! Me confieso como la primera escéptica en cuanto al resultado que podría salir de esta receta. Aunque al mismo tiempo me podía la curiosidad... 


Pues bien, el resultado es ¡es-pec-ta-cu-lar! No voy a afirmar que queda exactamente igual que un brownie (con su cuarto de mantequilla y respectiva cantidad de azúcar) pero si tenemos en cuenta que este ni lleva mantequilla ni aceite y menos azúcar que el normal y que, a pesar de ello, queda una textura y sabor delicioso y es mucho más ligero, ¡es la combinación perfecta! Y se hace en un vaso batidor o en un sólo bowl, ahorrándonos una cacharrería para fregar después. ¿Alguien da más? :D

20 febrero 2016

Babás napolitanos {a la naranja}

A pesar de que este mes parecía que los astros se hubiesen alineado para que no hiciese el Desafío (incluyendo quedarme sin horno) no podía fallar. Y es que, si en septiembre nos despedíamos de Mabel, este mes tenemos que darle oficial y públicamente la bienvenida como boss a Toñi. Aunque la veterana del grupo ya hace unos meses que se nos ha pasado al otro lado (es decir, el de las desafiadoras), no ha sido hasta febrero cuando ha cumplido con todas las funciones que conlleva su nuevo status :P


Y lo ha hecho proponiéndonos para su estreno este dulce típico napolitano que consiste, tradicionalmente, en una especie de brioche empapado en ron o algún licor por el estilo. Entre las formas más características que puede presentar está la que recuerda (aprox.) a un tapón de champán, como aparece en la receta de Ettore, en la que me he basado aunque con ligeras modificaciones. Cambiando, además, el licor por una glasa ligera de naranja, que desde que se la viese a Leila en el brioche de chocolate tenía ganas de probarla. ¡Al lío pues! 

Blogging tips